Las zancadas realizadas con amplitud y control sobre la cadera, son un excelente ejercicio para movilizar y estirar todo el tren inferior. Prueba estas variaciones

El más sencillo es desde Split, realizar una inclinación lateral hasta que la mano toque la superficie. Conseguirás estirar flexores de cadera y cuadrado lumbar. Inclúyelo en tu calentamiento.

Una zancada atrás girando los brazos contralateral. Notarás en especial el estiramiento de los flexores de cadera

En suspensión nos facilitará llevar la pierna atrás pero a cambio es necesario mucho más control en la estabilidad. Activa la pared abdominal para evitar la excesiva anteversión de la cadera

Con una zancada dinámica, enérgica y llevando la mano al suelo, se consigue un estiramiento excéntrico. Más indicado para personas avanzadas que requieran este tipo de trabajo mas intenso

 

Compártelo!